pareja_dando_masaje_erotico

Masajes eróticos, ¿sensualidad o sexualidad?

La diferencia entre sensualidad y sexualidad en los masajes eróticos es un poco la misma que entre erotismo y pornografía. Unos son más explícitos, otros sugieren… Hablando específicamente de los masajes hay muchos tipos de masajes que buscan dar placer y conseguir la excitación de la persona que los recibe, pero se diferencian tanto en la técnica como en las partes del cuerpo que trabajan.

Masajes eróticos sensuales

Siguiendo un poco con la metáfora de lo erótico y lo porno, los masajes sensuales serían aquellos donde prima lo erótico, los sentidos. Es decir, se trata de masajes que no buscan conseguir el orgamos sino que quieren dar placer a través del roce y las caricias pero sin llegar al súmmum que se consigue en una relación sexual o en un masaje sexual.

Técnicas. Se usan las técnicas del masaje tradicional con la diferencia que se suele usar todo el cuerpo, se añaden esencias, se rozan partes estratégicas… pero nunca se va a las zonas erógenas primarias. Por decirlo breve, los órganos sexuales no son objetivo de la sesión.

Masajes eróticos sexuales

Serían la parte explícita, en la que como en el cine porno se presta atención a los órganos sexuales. Los masajes eróticos sexuales pasan por un momento inicial en el que se parecen mucho al masaje puramente sensual pero después se llega a la segunda fase donde lo que se quiere, clara y decididamente, es que la persona que recibe el masaje llegue al orgasmo.

Para ello se estimulan las zonas erógenas, para ir entrando en calor, y se acaba en los órganos sexuales, tanto para ellas como para ellos. Para llegar al éxtasis se usan técnicas muy parecidas a las de la mastiurbación. Con este tipo de masaje erótico se busca conseguir relajación y placer extremos.

¿Sabías las diferencias entre uno y otro tipo de masaje? ¿Te atreverías con un masaje erótico sexual? No seas tímido/a y cuéntanos tus experiencias.

Deja un comentario